fbpx

Un plan que cambia realidades

El Plan Nacional de Relocalizaciones fue pensado con el fin de mejorar la calidad de vida y de salud de la población asentada en terrenos inundables y/o contaminados mediante su realojo, favoreciendo su integración socio-territorial. Busca generar oportunidades de acceso y permanencia en una vivienda digna, en áreas urbanas con todos los servicios.

Además, una vez relocalizadas, tiene el propósito de que las familias tengan acceso al Sistema de Protección Social, en cuanto a salud y educación y de promover la capacitación para mejorar la inserción laboral y el ingreso de estas familias.

El reglamento operativo del plan está en vigencia desde julio de 2011. El plan se pone en marcha en lugares donde no es posible realizar una acción in situ, es decir que las familias deben ser relocalizadas en su totalidad. Luego de realizado un estudio de los asentamientos que se encuentran en terrenos en los que la Dirección Nacional de Medio Ambiente (DINAMA) ha detectado un grado significativo de contaminación y/o asentados en terrenos inundables (según criterios establecidos por la Dirección Nacional de Aguas -DINAGUA), se determina si el terreno ocupado no puede seguir siendo habitado. En estos casos, se decide la intervención. En algunos casos la demanda para ser relocalizados partió de las familias, quienes se movilizaron para conseguir un terreno.

El MVOTMA y la intendencia departamental que corresponda, firman un acuerdo de trabajo. El MVOTMA proporciona el financiamiento. Las intendencias departamentales destinan terrenos para realojar a las familias y presentan un proyecto para brindar infraestructura de saneamiento, alumbrado, agua potable, electricidad.

Para realojar a estas familias se ofrece un conjunto de alternativas. Con esto se busca brindar una solución a medida para cada situaciòn, permitiendo asì, procesos de integración social. En algunos casos, el realojo se realiza promoviendo la compra de una vivienda usada a través de la Agencia Nacional de Vivienda. En otros, se promueve la autoconstrucción. En casos extremos, cuando las familias no están en condiciones físicas para autoconstruir, las viviendas son llevadas adelante por una empresa contratada y las familias participan realizando obras de pintura y terminaciones.

Siempre se busca incorporar un porcentaje de autoconstrucción pero esto depende además de la situación particular, de los gobiernos departamentales en cuanto a la disponibilidad de terrenos.

Al finalizar el quinquenio el Plan Nacional de Relocalizaciones preve llegar a las 2506 soluciones. 

Martes, 07 Octubre 2014 00:01