Una década de trabajo en cambio climático

El cambio climático es uno de los desafíos más importantes que enfrenta la humanidad. Sus impactos ya se constatan en todo el mundo, con distintos grados de intensidad, y nuestro país no es ajeno a estos efectos. También se trata de un fenómeno que afecta a todos los sectores de la economía, la sociedad y los ecosistemas, por lo que requiere un abordaje transversal e integral y, a la vez, ser considerado en las diversas políticas sectoriales de desarrollo del país.

En 2009 se estableció el Sistema Nacional de Respuesta al Cambio Climático y variabilidad (SNRCC), que busca coordinar las acciones, tanto públicas como privadas, que contribuyen a enfrentar este fenómeno. Desde entonces el país ha realizado grandes esfuerzos y notorios avances en relación a la atención a los impactos, así como también a las causas que producen el cambio climático.

Motivos para celebrar

En la última década el país se ha fortalecido con relación a la respuesta al desafío del cambio climático en diversos aspectos: se ha incrementado la articulación interinstitucional a través del fluido funcionamiento del Grupo de Coordinación del SNRCC; se han creado nuevos ámbitos desde el Estado para fortalecer la coherencia en el desarrollo de políticas y acciones sectoriales en materia ambiental, incluyendo la dimensión de cambio climático; se ha logrado generar mayor conocimiento y conciencia en la población con relación a las causas e impactos del cambio climático; se ha elaborado un Plan Nacional de Respuesta al Cambio Climático y Variabilidad y una Política Nacional de Cambio Climático (PNCC), con la participación del sector público y privado, la academia y la sociedad civil organizada; se han presentado las contribuciones del país para el 2025 bajo el Acuerdo de Paris, a través de un documento elaborado en el marco de la PNCC y puesto a consideración de la ciudadanía.

La celebración como espacio de reflexión

Los logros mencionados son motivo de celebración, pero a la vez el futuro nos desafía, ya que de acuerdo a las previsiones de los científicos especializados se necesitará de grandes esfuerzos de toda la comunidad internacional para evitar un cambio climático irreversible, con impactos muy adversos para la vida de millones de personas en todo el mundo, especialmente de aquellas más vulnerables.